El año que está por terminar no parecía muy diferente de otros para Cristian Perfumo hasta que su esposa lo convenció de hacer algo que tiempo atrás había descartado por cuestiones “técnicas”: presentar su última novela, “El coleccionista de flechas”, al cuarto concurso literario de autores independientes lanzado por Amazon.

Y entonces, 2017 se volvió un año inolvidable. La obra del escritor argentino radicado en Barcelona, resultó elegida entre los 1.800 textos presentados desde 39 países, lo que no sólo le significará el otorgamiento de un premio en efectivo sino también que su última obra – sea publicada globalmente en español, en inglés y en formato audiolibro.

Todavía emocionado por el premio, Perfumo aceptó realizar una entrevista “a distancia” con Revista Leemos:

-¿Cómo llegaste a participar de este premio y qué significa para tu carrera?

Es curioso que me lo preguntes, porque estuve a punto de no participar por una pequeña dificultad técnica. Al final mi mujer me convenció para que lo solucionara y me inscribiera en el concurso. ¡Imaginate si no le hubiera hecho caso!

En cuanto a lo que significa para mi carrera, la forma más corta de describirlo es “un salto enorme”. Además del premio en sí (dinero en efectivo y la publicación del libro en castellano, inglés y también en formato audiolibro), una de las ventajas de ser el ganador es la cantidad de publicidad que se obtiene y las puertas que se abren con eso. Sin ir más lejos, probablemente no estaríamos hablando de no ser por el premio, ja

-¿Qué influencia creés que tiene entre tus lectores el hecho de que seas argentino y que tus historias se desarrollen en la Patagonia?

Creo que me juega a favor, sea de donde sea el lector. Para los lectores que conocen la Patagonia, encontrarse en mis historias con lugares, costumbres o alguna referencia cultural conocida los hace sentirlas como propias. Por otro lado, para aquellos que no la conocen es una forma de descubrir un lugar en el mundo que tiene mucha mística y que la mayoría de la gente quisiera visitar alguna vez.

-Hace poco dijiste que elegías ese contexto geográfico porque es ideal para las historias de misterio.  Me hace acordar a la novela negra nórdica, de gran éxito en los últimos años y en la que, también, tanto el paisaje cómo las pautas sociales son claves. ¿Te sentís identificado con ese género?

Sí, totalmente. Creo que hay muchísimo en común entre lo que yo hago y la novela negra nórdica (que, por cierto, en general me gusta un montón). Yo intento que el contexto sea una parte crucial de lo que escribo, de tal modo que la historia no tuviera sentido si no estuviera emplazada ahí. Digamos que mis novelas no sean fácilmente “transplantables”. Que no dé mismo si pasa en la Patagonia que si pasa en Barcelona.

-¿Por qué elegiste una criminóloga mujer y cómo fue el proceso de ponerte en su cabeza?

Porque me parecía un personaje muy interesante para explorar. Alguien que se dedica a investigar crímenes violentos en un pueblo chico me resulta fascinante de por sí, porque tanto las víctimas como los verdugos son gente que el criminólogo se encuentra en la cola del banco, en el supermercado o quizás incluso fueron juntos al colegio. Si a esto le sumamos el hecho de que las fuerzas policiales están casi completamente dominadas por el género masculino, más fuerte aún tiene que ser un personaje femenino para sobrevivir a un entorno así.

En cuanto al proceso de escribir el personaje de Laura Badía, la protagonista de la novela, tengo una amiga que se dedica a algo muy similar, así que ella me ayudó mucho. Lo más difícil de todo fue no caer en ningún cliché del estilo “una mujer piensa así y un hombre, no”. Al fin y al cabo, yo creo que los hombres y las mujeres no somos tan diferentes, sino que actuamos de maneras muy distintas como resultado del machismo que domina nuestra sociedad.

-Dijiste que ya estás escribiendo otra novela que, descuento, transcurrirá en la Patagonia…

Si, puedo adelantar que transcurrirá en 1991,  durante la erupción del volcán Hudson en Chile. Como en la Patagonia el viento casi siempre viene del oeste, las cenizas cubrieron un tercio de la provincia de Santa Cruz. Uno de los pueblos afectados fue Puerto Deseado, donde yo me crié. Imaginate una novela de misterio en un lugar así, lejos de todo, en pleno invierno y cubierto de ceniza volcánica al punto de que apenas se distingue cuándo es de día y cuándo es de noche. Bueno… hasta ahí puedo contar por ahora.

-Estuviste en Argentina presentando tus libros, ¿cómo te fue?

Muy bien. Mucho mejor de lo que esperaba. Creo que confluyeron dos cosas: por un lado el premio y por otro que ya voy teniendo un número de lectores grande que me apoyan al punto de ir a verme cuando presento algo nuevo. Eso hizo que en las presentaciones quedara mucha gente de pie, porque la verdad es que no esperábamos tanta gente.

Los libros de Perfumo se comercializan en distintas librerías -principalmente de la Patagonia- o por correo a través de cristianperfumo.com/librerias.

Comentarios

comentarios