Todas las ocasiones son buenas para regalar libros, eso ya se ha dicho mucho por acá. Pero, es claro, hay momentos más especiales y más apropiados que otros para ello. Uno es, claramente, el día de la madre.

La diversidad de temas, enfoques y propuestas literarias que aparecen en estas fechas para sorprender a las madres y a quienes ejercen este rol es incomparable con otras épocas del año. Y es que, la industria editorial lo sabe muy bien, las mujeres adultas son el segmento de población que más lee. Más cantidad, más variedad y con mayor apertura a nuevas ideas.

Entonces, si se cruzan las dos variables estadísticas (mujeres adultas y maternidades), tenemos el mayor público real y concreto para los libros. ¿Cómo no dedicarle, entonces, unos párrafos y algunas sugerencias para sorprenderlas, atendiendo a las nuevas tendencias?

Con Libros de la Arena, encontramos algunos títulos que pueden resultar atractivos para diferentes perfiles de madres:

Novelas, siempre novelas

Entre las novedades que salen especialmente en el mes de las madres, aparece primero Todo por volverte a ver, la nueva novela de Florencia Vercellone (El ateneo) en la que la escritora y periodista cordobesa cuenta la historia de una mujer que vuelve a la Argentina después de 31 años. Ese regreso despierta memorias guardadas bajo llave, recuerdos de una militancia y un amor por los que se había animado a todo.

Ambientada en Córdoba en los años previos a la última dictadura argentina, se trata de “una historia de pérdidas y desencuentros; pero también de esperanzas”, dice sobre esta novela la marplatense Gabriela Exilart.

Otro romance que promete ser inolvidable es el que trae Editorial Roca con la publicación de Cuando los deseos se hacen realidad, del escritor estadounidense Nicholas Sparks. Un best seller y uno de los escritores cuyos libros más han sido llevados al cine.

Acá las emociones juegan un papel muy importante, con una historia agridulce. La historia de un amor adolescente que muchos años después, cuando la protagonista ha conocido su autoestima y su autoaceptación, vuelven para recordar la magnitud del primer amor.

Dos propuestas para mamás que disfrutan de historias que hacen suspirar.

Un poco de la historia de las mujeres: El barbizón, de Paulina Bren (Paidós)

En este libro, la autora recrea la historia del legendario hotel de Nueva York solo para mujeres, un espacio cuya historia es también una crónica de la gran manzana durante a el siglo XX, así como de aquellas mujeres que llegaron a la ciudad con una valija y un sueño.

Grace Kelly, Sylvia Plath y Joan Didion fueron solo algunas de las mujeres que encontraron en este ámbito un espacio propicio para dar rienda suelta a sus aspiraciones artísticas, ya que el Barbizon incluía memorables talleres de arte y salas de ensayo a prueba de sonido.

Un hotel en el que los varones tenían prohibida la entrada y que con la caída de la Bolsa y la Gran Depresión, vio cambiar su clientela, pero no las ambiciones femeninas. Muchas mujeres encontraron allí su “cuarto propio” y pudieron hacer realidad sus anhelos.

Un libro cargado de historia y de un simbolismo que se recrea y se resignifica en los tiempos actuales. Ideal para regalar a madres que adoran las crónicas.

Tendencias para repensar la historia familiar y deconstruir los vínculos

En los últimos tiempos vivimos un gran auge de las disciplinas y terapias que de algún modo buscan repensar y sanar los vínculos a lo largo y a lo ancho del árbol genealógico. A través de diversas técnicas, algunas con base en la psicología, o bien en formas alternativas de abordaje, aparecen diferentes libros que hacen hincapié en este aspecto.

Uno de ellos es el recientemente publicado Me pica la abuela, de la marplatense Leonor Inés Pissanchi y que publica Hojas del sur. Con larga trayectoria en charlas y consultorio, utiliza herramientas de la denominada psicogenealogía y la terapia trasnpersonal y trasngeneracional a través de historias que explican el modo en el que tomamos las decisiones y el impacto que ellas tienen en nuestra vida.

Pero, muy especialmente, cuánto de todo ello es realmente decisión personal y cuánto es heredado y responde a modelos de conducta aprendidas que nos habitan. Sanar el árbol genealógico para ser protagonista de la propia vida y poder proyectarse saludablemente, es lo que propone Pissanchi en su primer libro.

Por otro lado, el boom editorial del último mes es Este dolor no es mío, de Mark Wolynn, editado por GAIA. Se trata del libro que sirve como referencia a la serie de Netflix Mi otra yo en la que, por medio de prácticas denominadas “constelaciones familiares”, buscan determinar el origen de las emociones y la vinculación de éstas con los traumas heredados a través de los vínculos familiares.

El autor sostiene que trastornos como la depresión, la ansiedad, los dolores crónicos, las fobias y muchos otros padecimientos psiquiátricos pueden no responder a desequilibrios químicos del propio cerebro, sino que es posible encontrar respuestas en las vidas de padres, abuelos o bisabuelos y, además, implementar ciertos mecanismos para resolverlos.

Comentarios

comentarios